El aeropuerto de Almería cerró noviembre con un recargo del 9,5 por ciento en la número de pasajeros

ALMERÍA, 10 Dic. –

El aeropuerto de Almería cerró noviembre con 32.524 pasajeros, lo que supuso un incremento del 9,5 por ciento en cotejo con el mismo mes de 2012. Este positivo proceder de las estadísticas se sustentó en la buena evolución de la despliegue universal, pero además en la del tráfico casero, que repuntó por primera vez en 14 meses.

Si solo se tuviera en abalorio el cifra de viajeros en vuelos comerciales, la tarifa de desarrollo durante el mes pasado hubiera sido del 10,3 por ciento, según ha indicado AENA en un comunicado. En cifras absolutas, estos pasajeros ascendieron a 31.845, de los que 23.798 tenían comienzo o destino en región patrio y 8.047, en el forastero.

De acuerdo con los registros obtenidos, el tráfico universal mantuvo la tendencia ascendente, al apuntarse una progreso del 15 por ciento. Este significativo avance obedeció al tirón de mercados como el belga o los países nórdicos, para los que algunas aerolíneas han alargado su programación de verano, ante las buenas expectativas de petición.

Por otra fragmento, contribuyó la fornido elevación del tráfico casero, que aumentó un 8,8 por ciento como consecuencia, entre otros motivos, de un mayor nivel de ocupación en los vuelos.

Respecto a las operaciones, el mes pasado sumaron 670, un 17,6 por ciento menos que un año antes. Este disminución es atribuible al retroceso de la aviación corriente, así como la tendencia de la aviación comercial a usar aeronaves de más dimensión y con unos altos índices de ocupación, de manera que con menos aviones se mueven más viajeros.

DATOS ACUMULADOS La proyección universal del aeropuerto de Almería está ayudando a amortiguar el retroceso de pasajeros que la conflicto económica ha propiciado en el tráfico patrio. De acto, la tarifa de disminución acumulada desde principios de 2013 se ha ido atenuando.

Entre enero y noviembre, transitaron por estas instalaciones 677.815 usuarios, un seis por ciento menos que durante el mismo periodo de 2012. El grueso de estos pasajeros, 667.159, viajaron en vuelos comerciales, y seis de cada diez de ellos lo hicieron en conexiones con el forastero. La evolución de éstos últimos se tradujo en un recargo acumulado del 26,7 por ciento para el tráfico universal.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Entradas recientes